Image Alt

Visitar Egipto en 4 días

Visitar Egipto en 4 días es un buen tiempo para recorrer lo básico que tiene este país para ti. Por lo que si estás planeando un viaje para descubrir las maravillas de éste territorio, podrás hacerlo de forma decente en éste tiempo en realidad.

¿Qué ver en Egipto en 4 días?

Los recorridos por Egipto en su gran mayoría son tours amplios, duran por lo general entre dos días y tres días por ciudad. Por lo que conseguiréis paquetes diseñados para explorar diferentes ciudades sin inconveniente alguno. Para saber que ver en Egipto en cuatro días en el caso que no desees iniciar por El Cairo, hemos preparado un itinerario de acuerdo a tu requerimiento; Donde podríais empezar tu recorrido por Egipto en 4 días por:

Día 1: Lúxor

Puedes iniciar tu recorrido por Luxor, en donde podrás visitar en tu primer día lo que es el Valle de los Reyes, el Templo de Hatshepsut, y los Colosos de Memnon.

Uno de los más importantes sitios en todo el país para conocer a fondo al Antiguo Egipto, tiene que ser Lúxor. Lúxor es una población egipcia que en la actualidad es una de las grandes receptoras de turismo egipcio en todo el mundo. Esto se debe a que esta fue edificada sobre los restos de la ciudad Tebas.

Tebas no fue cualquier ciudad egipcia, sino que se trató de la capital del Imperio Nuevo del Antiguo Egipto y capital del IV nomo del Alto Egipto. Es por ello, que en esta se encuentran monumentos de inmenso valor histórico. Como por ejemplo por mencionar a unos pocos siendo en este lugar donde puedes observar al:

  • Templo de Lúxor
  • Templo de Karnak
  • El Valle de los Reyes
  • El Valle de las Reinas

No por nada es la ciudad de los grandes templos y necrópolis de la ribera occidental. Tebas también sucedió a Menfis como la capital de Egipto en la undécima dinastía egipcia, para el año 2050 a. C

Te recomiendo estas 3 Actividades inolvidables


Aquí una ruta de lo que puedes visitar en los alrededores de Lúxor en Egipto.

Luxor se encuentra ubicada en el valle del Nilo, a unos 200 km de la primera catarata de Asuán, y es a ella que pertenece una gran vegetación que se extiende por el rio y alcanza al desierto.

Día 2: Abu Simbel

Durante el segundo día de este recorrido, puedes desde Luxor volar a Abu Simbel visitar el Templo de Ramsés II y después volar a El Cairo.

Abu simbel en Egipto se trata de un emplazamiento arqueológico de templos egipcios ubicado en Nubia al sur del país. Los templos que allí encontrarás pertenecen al Museo al Aire Libre de Nubia y Asuán, un complejo que ha sido declarado como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1979. Entonces para conocer este lugar hace falta dirigirse a la ribera occidental del lago Nasser a unos 231 km al suroeste de Asuán.

El Templo de Abu simbel es una de las atracciones de más importancia de todo Egipto gracias a su diseño y nivel de conservación. El mismo no solo está dedicado al propio Ramsés sino que lo hace por igual a diversas grandes deidades como lo son Amón, Ra y Ptah. Estos dioses eran los más venerados en el antiguo Egipto siendo Amón la cabeza de la Triada de Tebas, Ra la cabeza de la Enéada de Heliópolis y Ptah el gran dios artesano de Menfis. Ramsés era representado entonces como el cuarto dios de este grupo.

Recorrer sus templos es la principal atracción pero es destacable el fenómeno solar que acá acontece y que se ha convertido en algo indispensable de apreciar si se visita este sitio en determinadas fechas.

Día 3: El Cairo – Guiza

En el tercer día, disfrutar de El Cairo al visitar las pirámides y la esfinge. También luego visitar lo que es la pirámide escalonada de Saqqara y estatua de Ramses en Menfis. Para finalizar el día, no estaría mal el que dieras un recorrido por el mercado Khan El Khalili.

Giza en Egipto es por excelencia una de las ciudades más turísticas en todo el país. No por nada en sus límites se encuentran algunos de los monumentos más representativos del Antiguo Egipto, y que casi toda persona conoce a pesar de no saber mucho acerca de la cultura faraónica.

Dada su rica historia, una visita a Giza implica el conocer y explorar su historia a profundidad. Siendo la necrópolis de Giza, una de las claves para entender su historia, una obra arquitectónica de gran importancia y que fue comenzada a ser empleada durante la II dinastía de faraones egipcios entre los años 2.850 y 2.700 a.C. Pero es en realidad entre los años 2.630 y 2.500 a.C., es decir durante el transcurso de la IV dinastía cuando alcanza su máximo esplendor.

Es así, como las principales atracciones de esta ciudad son las tres pirámides, que se han convertido en símbolo sin precedentes de Egipto. Esto en parte a que es justamente la gran pirámide la única maravilla del mundo antiguo que permanece en pie. Así como del misticismos que implica la Esfinge, que ha sido cubierta por las arenas del desierto en varias ocasiones, y desenterrada de la misma por igual.

Giza está ubicada a unos 20 km al suroeste del centro de El Cairo, y su cercanía con el Nilo influencio cada uno de los aspectos de la misma en el pasado y en el presente. Haciendo posible que esta se convirtiese en uno de los puntos turísticos más importantes de todo Medio Oriente.

Día 4: El Cairo Antiguo

Para el cuarto día, quizás deberías aprovecharlo visitando el Museo Egipcio, el Barrio Copto, el palacio de Saladino y la Mezquita de Hassan.

El Museo Egipcio de El Cairo, Egipto es uno de los símbolos más representativos de la ciudad. Además de uno de los de más importancia debido a su legado histórico. Es en este museo donde podrás apreciar la mayor colección de objetos del Antiguo Egipto en el mundo.

Este museo se encuentra ubicado en la plaza de Tahrir, que está justamente en el centro de El Cairo. El mismo es diferenciable de entre otras estructuras no solo por su tamaño, sino por su estilo neoclásico gracias al diseño del arquitecto francés Marcel Dourgnon.

También conocido como el barrio copto de El Cairo es uno de los epicentros de la ciudad que se debe tener en cuenta: Hoy es llamado el barrio Qasr al-Sham. La denominación de “copto” se dio a aquellos habitantes autóctonos que residían en la ciudad cuando los árabes conquistaron Egipto. Éstos, cristianos egipcios en su mayoría, pasaron a llamarse “coptos”, continuando hasta nuestros días bajo ese nombre aquellos que son mayoritariamente de confesión ortodoxa.

La mezquita-madrasa del Sultán Hasán es imponente y madrasa de la época del sultanato mameluco de Egipto; Ubicada en el centro histórico de El Cairo, cerca de la Ciudadela y de Mezquita de Muhammad Alí. Aquí una ruta de lo que puedes visitar en los alrededores de Guiza y El Cairo en Egipto.

Viajar a El Cairo en 4 días

Para viajar a El Cairo en 4 días falta planificación, y que tengas en cuenta siempre que lo mejor será reservar con tiempo el hospedaje, los boletos de avión y otras actividades. Para ello contratar a una buena agencia de viajes es indispensable, o en caso de que desees viajar por tu cuenta, debes realizar un estudio a profundidad de todos los asuntos pendientes.

En los detalles puede estar que éste viaje a Egipto sea uno de ensueño o una de pesadilla. Por lo que la planificación siempre será uno de los puntos clave para unas vacaciones exitosas.