Image Alt

Esna en Egipto

La ciudad de Esna está localizado a 55 km al sur de Luxor, más de una hora en coche, en la ribera del Nilo. Anteriormente se le era conocida como Iunyt, la capital del nomo III del Alto Egipto, aunque después tuvo otros nombres como Hieracómpolis y Eileithyaspolis. Esta es más conocida por tener en sus límites al Templo de Jnum. Que estuvo dedicado a la tríada de Esna conformada por Jnum, Anuket y su hija Seshat.

Esna en Egipto

De Esna en Egipto debería saber que en sus límites se encuentra la esclusa del río Nilo, que está situada junto a la ciudad. Y que es un paso obligatorio de atravesar para llegar a ciertos lugares del territorio.

Este paso es obligatorio por el desnivel existente de aproximadamente unos diez metros. Por lo que como ya se había mencionado, es una parada obligatoria para todos aquellos cruceros que naveguen por el rio a su altura.

Esna en Egipto

Templo de Esna o Templo de Khnum en Egipto

También llamado Templo de Jnum en Esna es un santuario que estuvo dedicado al culto de Jnum. Fue un dios creador en la mitología egipcia y era considerado como el creador del huevo primordial de donde surgió la luz solar al inicio de los tiempos. Este santuario comenzó a ser construido durante el transcurso del reinado de Thutmose III y Amenhotep II, de la dinastía XVIII. después, fue en la época saíta cuando sobre sus cimientos seria edificado el templo dedicado la triada de Esna: Jnum, Anuket y su hija Seshat.

De éste templo lo único que se conserva es su sala hipóstila, que es comenzada bajo Tiberio y continuada por Claudio y Vespasiano. Su decoración incluye a 24 columnas con más de trece metros de altura, y con la inclusión de capiteles compuestos de una gran apariencia que se encargan de soportar las grandes losas del techo arquitrabado.

 

Pinturas de columna de templo de jnum, Esna

Parte de la decoración recae también en los bajorrelieves que reflejan escenas entre los dioses y el faraón, así como textos con himnos a Jnum, escenas astronómicas y un calendario de fiestas.

La sala hipóstila fue excavada por Auguste Mariette, y el estado de conservación de sus relieves es de una calidad asombrosa. Algo que destaca mucho, si tomamos en cuenta todo el tiempo que ha transcurrido desde su edificación. Siendo esta también una de las características más maravillosas de los tesoros antiguos que nos ofrece Egipto en casi cada uno de sus rincones.

También se cree que la planta del templo guardaba muchas similitudes con los templos de Dendera o Apollonopolis Magna (Edfu), pero una parte de importancia de la misma estaba bajo edificios de la ciudad moderna, específicamente que lo rodean.

Templo de Esna en Egipto

Si quieres disfrutar de tu viaje a Bali, te recomendamos estas guías de viaje

¿Qué ver y visitar en Esna?

Principalmente su templo, en donde hay mucho por ver y detallar para conocer sobre las creencias de los antiguos egipcios en general. Si bien la sala hipóstila de esta edificación es el espacio que se conserva, también puede apreciarse que en patio frente del templo reposa una estatua de la diosa Menheyet.

Esta estatua consiste en una representación de esta diosa con cabeza de león y es mencionada como la consorte de Jnum en algunos textos inscriptos en Esna. De hecho, fue en éste ligar donde fueron encontrados algunos ladrillos que pertenecieron a un templo cristiano temprano ubicado acá.

Este templo también tiene la particularidad de que comparte características con el templo de Edfú que estaba dedicado a Horus, el iniciador de la civilización egipcia. Estas características eran su diseño regular y simétrico que estaba transgredido por una cámara en la parte sur de su entrada. Y que también se creía servía como vestidos para que los sacerdotes y sacerdotisas egipcios pudiesen darle un uso.

Mejores Destinos en Esna, Egipto

8. Monasterio de los Tres Mil Seiscientos Mártires

Llamado desde el momento de su construcción como Deir Manaos Wa al-Shuhada, este particular monasterio por más cerca de ser todo un lugar de marcadas creencias cristianas y de ambiente cálido, tranquilo y acogedor, perfecto para establecer una completa comunicación con Dios. Fue también un espacio hostil y cruel en donde a menudo se practicaba la famosa persecución y consecuente daño físico a los fieles creyentes cristianos que se encontraran habitando tanto el interior de Esna como sus alrededores, por petición directa del imponente gobernador romano Decio Trajano, el cual se encontraba reinando justo en el momento en el que se empezó a desencadenar  lo que serían los inicios de la primera época cristiana en Egipto desde el siglo VII  hasta otros más adelante. Y en donde a pesar del transcurrir de los años, se mantiene el legado de los valiosos artilugios, objetos y demás piezas antiguas y arqueológicas albergadas entre sus espacios, además de lo bellamente decorado y tallado en su interior, que daban a entender cómo se desarrollaba la historia, obras, hechos, estilo de vida y otras características culturales, religiosas y sociales siglos después en esta interesante región de la ciudad. Que permiten querer conocer mucho más de cerca por parte de los cuantiosos turistas y visitantes que plagan el lugar con el fin de aprender un poco más de este y de las demás ermitas e iglesias aproximadas a su alrededor, que te dejaran gratamente intrigado y complacido, hasta el punto de querer visitar este respetado destino turístico una y otra vez, en cualquier ocasión de los 365 días del año.

Monasterio de los Tres Mil Seiscientos Mártires

@traveltuesdays

7. Al-Qīsāriyya Market

Es importante resaltar que este singular comercio tradicional presente no solo en la ciudad de Esna, sino en otras tantas como Sūhaj, Qenā, Asyūt y otras más. Es un lugar de gran emblema para las costumbres y cultura de la nación desde hace mucho tiempo atrás, pues este mercado en particular extendido justo en toda la zona central que comunica al elegantísimo minarete de al-‘Amriyya y el famoso Templo de Jnum y el minarete de al-‘Amriyya ha permanecido como sede principal de compra local desde la dinastía romana en Egipto en el que reinaba el poderoso emperador Augusto César durante el siglo VI a. C. Y desde entonces no ha dejado de poseer una marcada relevancia en la región conservando muy bien la acreciente producción comercial brindada hasta la actualidad,  u ofreciendo copiosas alternativas de mercancía vendidas al público local o extranjero en general. Los cuales se acercan a esta antigua  inmediación urbana, al prescindir de  cualquier tipo de productos o artículos que vayan desde  especias, tapicería, textiles, lencería, ropa, piezas de uso doméstico, entre otros. Que te harán maravillarte sin dudar cuando recorras sus calles y las inmensas edificaciones de varios niveles desde donde se puede notar cómo es que en su parte más elevado este establecimiento sirve como Wakālas o asentamiento de los comerciantes oriundo del lugar, mientras que en la parte más baja del mismo es donde el bullicioso desarrollo de venta y rebaja de precios dan vida a esta también plaza regional entre los tantos puestos de locales, talleres y tiendas distribuidos entre todos los alrededores de la misma.

Al-Qīsāriyya Market

@keytours

6. Esna Lock

Segmentada en dos esclusas que fueron creadas entre inicios y finales de los años 90, en donde ambas espectaculares obras hidráulicas se localizan entre un pasadizo en forma de puente establecido en toda una gran porción del rio Nilo, con el objetivo de aligerar el traspaso entre navíos que recorren este espacio y que tienen como destino final desembarcar entre las ciudades adyacentes al distrito de Esna en Egipto como Asuan, Luxor o Edfú, entre otras. Ya sea a través de cualquiera de las dos vías de acceso, las cuales se observan como gigantes murales de considerables metros de profundidad y altura, desde donde es posible observar cómo se produce el rápido proceso de llenura y vacío de esta portentosa obra fluvial que alberga entre sus instalaciones un centro de supervisión que dirige el correcto funcionamiento en general de la misma, además de algunos puntos de entrada directas que ayudan con esta importante labor. Y que permiten de esta forma a los numerosos visitantes que recorren toda la vasta extensión del rio, para detallar  lo inminente de su diseño, acabado arquitectónico, uso y avistamiento panorámico ideal para conmemorar mediante alguna rápida fotografía tras encontrarse inmerso entre lo pacífico, exótico y silencioso de su espectacular entorno urbano-natural.

Esna Lock

@GettyImages

5. Minarete de Emari

Datada desde XI d.C y creada según cuentan por órdenes directas del mandatario selyucida Fakhr al-Mulk Radwan mientras reinaba la despampanante época fatimí en Egipto.  El exuberante Minarete de Emari es una de esas pocas obras arquitectónicas de gran antigüedad aún en pie situada en todo el frente del gran Templo de Khnum en la región de Esna hasta la fecha. Pues a pesar de que esta fue creada con el fin de formar parte de una compleja y espectacular mezquita que lamentablemente fue destruida durante los años 60, esta arcaica subestructura sigue disponiéndose como un práctico espacio de extracción de aceite extra virgen obtenido a partir de la básica presión ejercida con fuerza hacia el interior de las semillas de lechuga, en donde el resultado de este producto fue utilizado durante largo tiempo como un exótico afrodisiaco típico del lugar. Admirado desde su aspecto más externo, como una interesante construcción de asentamiento rectangular, además de su iluminada cúpula y el restante de su estructura superior redondeada, no es de sorprenderse que este miranete conlleve un elevado valor cultural e histórico para la ciudad y los habitantes que comúnmente la frecuenten.

Minarete de Emari

@wikimedia

4. Prensa Bakkūr

Esta impresionante prensa manual operada por el ingenioso artesano y líder Nāṣir Bakkūr en Esna, es una de las pocas aún existentes en la localidad y aún en funcionamiento desde el mismo momento de su edificación a finales del siglo XIX. En donde la misma presume en mantener a buen ritmo su  proceso manual de extracción, procesado y distribución del aceite producido por la acción ejecutada de moler con suma presión y al frio las semillas de rúcula,  lechuga y sésamo correctamente. Y en donde muchos turistas y visitantes ponen mucho interés a querer conocer en primera instancia cómo es que este pequeña industria de aceite se centra en elaborar la interesante elaboración de dicho material líquido graso de preciado valor puro y virginal, que ha sido reconocido por toda la región como un preciado legado de las raíces, valores y demás costumbres profundamente arraigas desde los primeros inicios de expansión del califato abasí desde los años 908 d.C.

Prensa Bakkūr

@facebook/Upperegypt

3. Wakālat al-Jiddāwī

Al igual que Al-Qīsāriyya este pintoresco recinto comercial es otro de los que más se plaga de incontables turistas y visitantes locales e internacionales en cualquier momento del año. Debido a toda la inmensa variedad de productos artesanales, de utilería básica, condimentos, vestimenta típica, marfil procedente de África, además de piezas exóticas y objetos de recuerdo, que ha permanecido intacto durante mucho tiempo atrás. Localizado estratégicamente a una distancia prudencial del anterior edificio de compras, y dirigido hacia las adyacencias del borde norte del popular Templo de Esna, en la ciudad de este mismo nombre. Lo que le confiere cierto aire de  opulencia y de singularidad únicas, debido a que desde lo más elevado de esta zona comercial en su segundo piso, es posible divisar el aspecto más destacado del santuario. Y a su vez adentrarse desde su planta baja en donde es evidente percibir ese animado ambiente de compra-vente entremezclado en cada rincón del lugar, del cual se comenta que fue erigido durante mediados del siglo XVIII o XIX en conmemoración del célebre  negociante Shahbandar Al Tuggar Al Sayed Hasan Al Geda, del cual muchos otros mercaderes procedentes tanto de Somalia, Sudán y África reconocen y dan mérito al lugar, como símbolo de una imperdible oportunidad de desarrollo económico aceptable para darse a conocer, una vez de haberse instalado en lo más elevado del mismo y luego proceder a distribuir la mercancía en el patio exterior del mismo.

Te recomiendo estas 3 Actividades inolvidables


Wakālat al-Jiddāwī

@s27363.pcdn

2. Monasterio de San Mateo «el Alfarero»

Lo que una vez se consideró una zona olvidada emplazada a pocos kilómetros de la villa de Asfun y Esna, y posteriormente deshabitada casi en su totalidad mientras avanzaba la primera mitad del siglo XX. Es ahora un área de elevado desarrollo agricultor y turístico que aprovecha las bondades de  una fértil llanura procedente de la parte más húmeda y pantanosa del valle del Nilo, rodeada de diversas comunidades de lugareños dedicados a la cosecha de frutas y hierbas en este mismo espacio, desde donde se puede observar que en la parte más  remota de la región se encuentra un monumental recinto copto construido en honor y alabanza a las enseñanzas, vida y obras del santo San Mateo en Egipto.  Monasterio que aunque hacía muchos años atrás también se encontraba en el olvido, luego del creciente auge económico, social y local de la zona en la que se encuentra, se muestra disponible al público creyente de fe cristiana cada vez que se realicen misas o se celebre alguna ocasión especial para la ciudad. Ya que dicho establecimiento santo y espiritual aún se conserva en perfecto estado en la actualidad,  pudiendo ser demostrado en los detalles únicos hallados en cada rincón de sus instalaciones en general, y considerado junto a otras clásicas iglesias cercanas al mismo, como uno de los atractivos religiosos más concurridos por turistas de todas las regiones del mundo, en lo que antes se conocía como  la antigua capital del nomo III del Alto Egipto.

El Monasterio de San Mateo "el Alfarero"

@archive.arce

1. Esna Old Barrage

Avistado desde lejos aunque accesible a través de un entretenido recorrido en bote a lo largo de las extensas aguas del Nilo en Esna, Egipto. Esta destacada represa de contención acuífera que se encuentra en uso desde el primer momento de su creación a inicios de los años 90. Es una gran barrera que filtra el gran volumen de agua de dicho rio para evitar accidentes o inundaciones acontecidas durante sus impredecibles crecidas, y así distribuir de una forma mucho más eficiente el fluyo de sus caudales acuíferos hacia los terrenos de cultivo cercanos y por ende favorecer activamente las reservas de este vital líquido para su uso posterior, e inclusive proporcionar un estado ecológico seguro para las comunidades próximas a esta poderosa obra hidráulica favorecida con el perspicaz decoro y acabado estructural hecho en piedra desde lo más profundo de sus cimientos, que ofrece una vista indudablemente espectacular sobre toda su vasta extensión y los alrededores que se presentan ante el mismo.

Esna Old Barrage

@istockphoto

Te recomiendo estas 3 Actividades inolvidables

¿Qué hacer en Esna, Egipto?

Lo principal es recorrer sus restos arqueológicos para maravillarse con sus detalles y significado. Por lo que visitas infaltables es conocer los restos del templo greco-romano de Jnum y la Necrópolis del Imperio Medio.

Nueva Mezquita en Esna, Egipto

➨ Turismo en Esna

El Turismo en Esna está enfocado en resaltar sus restos arqueológicos, por lo que visitar a esta ciudad es una travesía por el pasado en donde te encontrarás con una historia similar a la que podrás encontrar en casi todo los templos egipcios.

Buenos estados de conservación, estructuras de dimensiones colosales, y la búsqueda de la conexión divina entre el hombre y los dioses.

Turismo en Esna

➨ Tiempo y temperatura en Esna

Esna posee clima generalmente desértico,  por lo que el tiempo aquí se distingue de modo extremadamente árido, y en donde las altas temperaturas predominan en casi todas las estaciones del año, en especial en verano. En donde estas pueden alcanzar los 43 C° fácilmente, además de corresponderse con pronóstico de lluvias bastante bajo, y un sol radiante, perfecto para tomar unas buenas vacaciones al sol. Es comprensible que la temperatura aquí durante el día se contemple de un modo mucho más caluroso que durante pasadas horas de la noche, donde como en cualquier otra región de Egipto, esta disminuye cada vez más hasta cambiar nuevamente a una más tibia en las primeras horas de la mañana.