Mosque of Abu al-Abbas al-Mursi, Egipto

La Mosque of Abu al-Abbas al-Mursi, Egipto, es una de las mezquitas egipcias que podrás visitar en tu viaje a Alejandría. La misma se encuentra dedicada a Abad Abbas al-Mursi, y en ella se encuentra la tumba del mismo.

Abad Abbas al-Mursi fue un maestro sufí quien dejo una importante influencia en esta corriente islámica. SI bien no dejó ningún escrito conocido, su pensamiento es conocido por medio de sus discípulos hasta el día de hoy. Entre sus planteamientos están incluidos la austeridad, la sobriedad, la soledad, la introspección y el silencio.

Es interesante conocer que esta mezquita fue construida en 1775, pero fue entre los años 1929 y 1945 cuando la misma es rediseñada por Eugenio Valzania y Mario Rossi usando como influencia los edificios y arquitectura del viejo Cairo.

Esta mezquita es conocida por ser la más bella de la ciudad y con mucha razón, su arquitectura es resaltante, sobre todo con su silueta que destaca cerca del mar y la convierte en una estructura que es fácil de identificar entre otras.

Pero no solo su belleza se encuentra en su exterior, sino también en su interior, donde podrás apreciar la riqueza de sus paredes y arcos, que se encuentran decorados con arabescos y techos de una belleza asombrosa. Es un lugar del cual no te arrepentirás darle una oportunidad de conocer.

Dónde está Mosque of Abu al-Abbas al-Mursi, Egipto

¿Dónde está Mosque of Abu al-Abbas al-Mursi, Egipto? La podrás encontrar en el barrio de Anfoushi de Alejandría, cerca de la Ciudadela de Qaitbay. Por lo que es común que puedas visitarla una vez estás en camino a la Biblioteca de Alejandría.

Es una de esas paradas que por simples que resulten pueden representar una gran ventaja por conocer gracias a la belleza de su estructura. Y a la imponencia de su arquitectura.

Cómo llegar a Mosque of Abu al-Abbas al-Mursi, Egipto

¿Cómo llegar a Mosque of Abu al-Abbas al-Mursi, Egipto? Puedes aprovechar, como ya mencione, tu trayecto a la Biblioteca para darle un vistazo a esta atracción. La misma es bastante céntrica, por lo que no hace falta de grandes desvíos para conocerla.

Además tampoco hace falta que tengas que pagar algo extra por hacerlo, porque su entrada no tiene costo, así que no hay excusas para no visitar uno de los mejores ejemplares de mezquitas de esta parte de Egipto.